EL NUEVO HOMBRE

Muy parecido al hombre del libro de Aldous Huxley "Un Mundo Feliz", cuya lectura recomiendo, el Hombre Nuevo, es un ser edulcolorado.

Un ser que no tiene ni pensamiento, ni cultura, ni conocimientos propios. Ha perdido sus raíces, sus orígenes. Vive en una población mestiza. No tiene nada en común con los demás hombres que lo rodean. No puede juntarse para compartir, para opinar, para estar en desacuerdo con su situación social o laboral.
   
Sus conocimientos los adquiere viendo programas TV, Internet y leyendo revistas o periódicos diseñados por el Grande Medio Informativo (solo hay uno). Ese medio (miedo ;-) piensa en su lugar y le manda lo que tiene que opinar y decir en sus encuentros con los demás.

Tampoco tiene claro su orientación sexual. Nace hombre pero puede cambiar y pasar a ser mujer cuando le apetezca.

No tiene familia, vive en pareja pero son relaciones de duración máxima de 2 a 3 semanas. El objetivo es el placer sexual y el consumo rápido y sin compromiso. Despúes se separa y vuelve a juntarse con otra pareja.

El nuevo hombre no hace esfuerzo, leer es demasiado difícil. Consume mucho. Lo pide todo por Internet usando APP's diseñadas por el Grande Banco (solo hay un banco mundial) que le hacen gastar sin parar.

Trabaja en una oficina, está conectado a un sistema operativo que usa su energía vital para alimentarse.

Se entretiene con el deporte comercial (fútbol, baloncesto, tenis, etc.)

El Nuevo Hombre se alimenta con pastillas y se tranquiliza también con más pastillas. Viste ropa diseñada por la Grande Compañía textil (solo hay una para todo el mundo).

Ese hombre habla un idioma, porque en ese mundo solo hay un idioma.

Tiene un dios, que sustituye al dios antiguo, es el Nuevo Dios.




2 comentarios:

Gracias por dejarnos tu comentario. Thanks for your comment. Merci de votre commentaire